Peter Mayfield

Escalar montañas y acompañar a otros hacia una mejor salud, a través de la naturaleza y la aventura

Es fundador y director ejecutivo del Gateway Mountain Center de California, un innovador programa para ayudar a los jóvenes a curarse y prosperar. Es uno de los mejores alpinistas del mundo, tiene más de 40 años de experiencia guiando experiencias de montaña y emprendimientos empresariales. Investigación y una misión de inspirar a la juventud a través de la capacidad y la fuerza en la naturaleza.

Primer gimnasio de escalada y experiencias transformadoras en la naturaleza

«Así que mi primer negocio fue el primer gimnasio de escalada, el primer espacio de escalada con todos los servicios en el mundo. Fue un gran esfuerzo, pero ya sabes, niñas de 10 u 8 años van a hacer algo que nunca soñaron en mi espacio. Eso es lo que soy. Esto es para miles y miles de personas que nunca habrían hecho esto. Así que esa fue mi visión, y lo hicimos.

«Me interesó mucho el impacto positivo en los niños y los jóvenes y, cada vez más, en los jóvenes que sufren. Así que venían jóvenes del centro de tratamiento de dependencia a las sustancias, o del campo de detención de menores con un guardia armado. Y eso era lo que más me interesaba. Y ese ha sido el trabajo de mi vida.

«Este joven había agredido al director de la escuela y le había roto la nariz. A los 12 años lo enviaron a un internado terapéutico durante dos años y nos lo remitieron. Fue nuestro primer caso en el sistema médico.

«Era muy miedoso. Estaba en una escuela especial para trastornos emocionales, y se sabía que era muy propenso a desencadenar la ira y la violencia. Traté de ver lo que podría estar dispuesto a probar, y dijo que el ciclismo de montaña. Él estaba dispuesto a intentarlo, y lo hicimos, y este chico de 14 años estaba realmente fuera de forma, y no podía mantener el ritmo. Pero me quedé con él, y luego uno en la carrera dijo ¿quién quiere hacer el sendero de nuevo? Y lo hizo, y de hecho lo hicimos todas las semanas durante un tiempo».

«Adquirió fuerza y habilidad. Trabajé con él unos 18 meses y, sin duda, mejoró mucho. Consiguió un trabajo y no tuvo ningún incidente violento. Lo guié a través de estos terrenos. Y también dejó la medicación. Estaba tan medicado cuando empecé con él que él mismo la llamaba «píldora zombi».

Cambios

«Observamos en el cambio de nuestros clientes jóvenes, su expresión cinética, cómo cambia su movimiento con el tiempo y cómo cambia incluso su postura, cómo sostienen su cuerpo. Pero si cogemos a un niño y, semana tras semana, le planteamos estos retos en un terreno abrupto, en la naturaleza, que activan la motricidad vestibular, propioceptiva y sensorial, se mueve de forma diferente y se sostiene de forma diferente.

«Y su confianza corporal, el crecimiento de su confianza corporal se corresponde con mejoras en la regulación emocional, aumento de la resiliencia, e incluso la mejora de las relaciones. Y, literalmente, hacen contacto visual porque se sostienen de esa forma en lugar de la otra. La observación directa nos llevó a esa conclusión.

«Muchos de nuestros niños están muy desconectados de sus cuerpos, así que les cogemos de la mano, caminando por terrenos abruptos, pero dos meses después no necesitan nuestra mano, y seis meses más tarde, son como, mira lo rápido que puedo correr a través de ese tronco, y esa progresión es increíble. De hecho, estamos investigando este tema. La UCSF está presentando una subvención al Instituto Nacional de Salud Mental para estudiar nuestro método. Seguiremos a los niños a lo largo del tiempo y veremos cómo mejora su calidad cinética y su calidad de expresión cinética. Eso evaluará su regulación emocional y otras cosas«.

«Me apasiona trabajar con  jóvenes. El estrés al que están sometidos, los síntomas de las enfermedades mentales que padecen y lo ineficaces y perjudiciales que son, en muchos sentidos, los sistemas de atención. La medicalización del sufrimiento, del sufrimiento emocional, es un problema en todo el mundo. Vamos a replantear todo esto, y la enfermedad mental se tratará como el sufrimiento del alma».

Relaciones y misiones

«Lo que realmente sana es el vincularse. Así que nuestro tiempo de uno a uno con un joven en la naturaleza es un entorno y un contexto. Apreciamos y comprendemos perfectamente los efectos beneficiosos específicos de los fitoncidas que flotan en el aire procedentes de los árboles y los estímulos sensoriales. Pero si salieran solos, probablemente no se sanarían como lo hacen, porque compartimos una experiencia. Nos relacionamos de forma auténtica, nos preocupamos por ellos, somos consistentes. Estamos hombro con hombro explorando el mundo en lugar de estar así en el sofá. Y realmente funciona. Y así es la naturaleza.

«Muchas enfermedades mentales son causadas en los niños por problemas relacionales, rupturas relacionales, o lo que no recibieron cuando tenían 1 año cuando lo necesitaban. Y ahora tienen 10 años y se vuelven locos todos los días, reaccionando a disparadores y así. Creo que hay que transformar, reformar y evolucionar el sistema de atención sanitaria conductual.

«Mientras tenga la energía que tengo, que es una cantidad bastante alta de energía y pasión, quiero hacer mi parte para contribuir a esa evolución. Y estoy muy contento de estar conectado con el Forest Therapy Hub y de que estéis divulgando y extendiendo de la mejor manera, así que me entusiasma unirme a vuestros esfuerzos o vincular mis esfuerzos a los vuestros.

«Los jóvenes, especialmente de color en los Estados Unidos, tienen muchas menos probabilidades de seguir una terapia tradicional. Y la terapia tradicional que pueden seguir suele estar en edificios gubernamentales, lo que resulta muy estigmatizante e incluso traumatizante. La oficina de terapia está justo al lado de la policía, el sheriff y los tribunales. Y es terrible. Así que este potencial para ayudar a estos niños a acceder a la naturaleza y muchos por primera vez en muchos casos es tan poderoso y positivo».

«Podríamos dedicarnos a la terapia en la naturaleza para gente rica y tener una vida cómoda, pero estamos haciendo ese trabajo, y es muy importante hacerlo en comunidades y para grupos de personas y niños que no tienen esa oportunidad. Yo tengo el privilegio de llevar una vida de inmersión en la naturaleza, pero nuestro trabajo se centra en los niños que no tienen ese privilegio. Y eso marca una gran diferencia».

El primer chispazo

«Yo era un niño muy independiente. Cuando tenía seis años, unas personas me invitaron a ir a esquiar, y recuerdo que simplemente, en la oscuridad a las 05:00 a.m. conocí a estas personas, me subí a su coche, eso fue en 1968, me encantó. Me encanta esquiar. Recuerdo que probablemente tenía cuatro años, y mis padres compraron esta tierra en las estribaciones. Antes de ir a esquiar, iba ahí, había un arroyo, y pasé mucho tiempo jugando y solo. Así que disfruté mucho tiempo a solas en la naturaleza.

«Y luego, a los nueve años, hice escalada en el programa de verano. Tengo una foto de ese día y me encanta desde entonces. Creo que mi principal camino hacia la naturaleza ha sido este tipo de pico intenso y encarnado. Llamamos a esto en nuestro método, la experiencia cumbre encarnada. Y he encontrado la alegría en la experiencia cumbre encarnada.

«Entre los 15 y 19, yo era uno de los mejores escaladores de roca. Y también mi pasión es el esquí de fondo. Y corro, lo tomo muy en serio. La naturaleza en mi casa es realmente gloriosa y está a 2 km del albergue donde llevamos a cabo nuestros programas. Hay un pueblo a 18 minutos colina abajo que se llama Truckee. Allí también trabajamos. Allí tenemos un centro de bienestar juvenil y nuestras oficinas.

«Cuando era adolescente, me impresionó mucho la increíble transformación, el poder transformador de una experiencia de inmersión en la naturaleza. Y luego volvía al instituto y el programa de educación física podía ser tan genial, impactante y maravilloso, y no lo era.

«Es tan intenso cuando la gente va a escalar en roca y tú se lo estás haciendo seguro, apoyándoles en los mejores momentos de su vida y en los peores, los más temerosos, cuando están asustados. Para que la experiencia no sea traumática, la gente tiene que sanarse en una experiencia intensa en la naturaleza».

 

Ph: Cortesía de Peter Mayfield

Picture of Forest Therapy<br> Hub

Forest Therapy
Hub

Carrito de compra
Scroll al inicio